Blog Dúchate

Cómo elegir las mejores bombillas para el baño

 

Tener una iluminación adecuada en el baño es importante por distintas razones. No solo debemos vernos claramente en el espejo, sino que debemos asegurarnos de que la habitación esté bien iluminada por razones de seguridad.

Si bien cada tipo de bombilla tiene sus propios pros y contras, ciertas bombillas funcionan mejor en diferentes áreas del hogar. Mientras que las bombillas de luz de alta temperatura de color son ideales para cocinas y dormitorios, el baño se beneficia de temperaturas de color más bajas, más cercanas a la luz de las bombillas incandescentes. Hoy en Dúchate os mostramos qué bombilla elegir para vuestro baño, al mismo tiempo que os ofreceremos  valiosos consejos de iluminación y algunos trucos que sin duda os resultarán útiles.

 

Bombillas fluorescentes compactas

 

Las bombillas compactas de luz fluorescente no solo combinan con la luz incandescente a la que estamos acostumbrados en los baños, sino que consumen un cuarto de la energía y duran diez veces más.

A diferencia de las luces fluorescentes tradicionales, las lámparas fluorescentes compactas son silenciosas, se encienden instantáneamente y tienen un tono más cálido y corregido por el color. Esta luz cálida es perfecta para los baños, simplemente porque nuestra piel se ve mejor debajo de ella.

 

Bombillas LED

 

LED, que significa “diodo emisor de luz”, es una tecnología de iluminación de larga duración y extremadamente eficiente energéticamente. Desafortunadamente, estos no son un sustituto directo de otros tipos de bombillas, ya que no proporcionan luz general.

En cambio, estos tipos de bombillas deben usarse para la luz direccional: son una gran solución de iluminación para la iluminación de tareas debajo del mostrador o dirigidas a un ángulo por encima de un espejo. Si puedes elegir, las ideales son las bombillas de temperatura de color más baja, ya que producen la mejor luz.

 

Consejos y trucos para la iluminación del baño

 

Tener espejos y otras superficies reflectantes en el baño puede ayudar a distribuir la luz por toda la habitación. Mientras que un espejo sobre el lavabo es la mejor ubicación para este tipo de luz reflectante, los espejos laterales en otros lugares de la habitación son mejor opción. Poner el espejo sobre el lavabo no es efectivo para maquillarse y afeitarse, y puede añadir visualmente diez años a tu cara.

Y como con todas las habitaciones en el hogar, puedes ahorrar dinero en el baño instalando bombillas de bajo consumo. Pero además de utilizar bombillas y accesorios de bajo consumo,  ahorra dinero y energía en el baño haciendo la instalación de cada bombilla para que pertenezca cada una a un interruptor distinto. Así sólo usarás las bombillas que necesites en casa momento.

 

Leave a Reply